Bob Dylan, Premio Nobel de Literatura 2016

Bob Dylan, Premio Nobel de Literatura 2016bob

Bob Dylan y el "El matón del barrio”

Bob Dylan (Robert Allen Zimmerman-Shabtai Zisel ben Avraham) es uno de los genios musicales y culturales mas influyentes del siglo XX que junto a los Beatles modelaron la música rock tal como hoy la conocemos.

En el año 1983 escribió una canción en apoyo al Estado de Israel, que se llamaba “Neighborhood bully”, “El matón del barrio”, en solidaridad con quien - tanto ayer como hoy - estuvo y está enfrentando valientemente una atroz e interminable judeofobia y zionofobia internacional.

En aquel entonces, Bob Dylan tuvo una visión esclarecedora, cruda y realista de la verdadera situación del Estado de Israel en el contexto del año 1983 y un profético panorama del acontecer en nuestros días.

(Parafraseando a Bob Dylan)

Israel sigue siendo para quienes lo odian “ el matón del barrio”, el que lucha heroicamente para seguir sobreviviendo a sus enemigos de ayer, de hoy y de siempre.

Sus enemigos continúan acusando falsamente “al matón del barrio” de ocupar sus tierras mientras lo superan numérica como de un millón a uno.

Es “el matón del barrio” que de verdad no tiene lugar en el mundo donde huir, donde refugiarse, donde migrar y así y todo lo siguen acusando de ser “el matón del barrio”.

Es “el matón del barrio” el que sigue luchando como puede por sobrevivir a sus enemigos, quienes no le otorgan ni siquiera el permiso de defenderse mientras lo acusan del terrible pecado de estar simplemente vivo y cuando es atacado se le exige esperar pasivamente y dejarse vencer y destruir.

Es “el matón del barrio” quien fue expulsado de su tierra hace mas de dos mil años y de todas las tierras mientras vagaba errante por el mundo, sufriendo horribles persecuciones, dispersiones, expulsiones, inquisiciones, linchamientos, conversiones forzadas y genocidios. Eternamente enjuiciados por el sólo hecho de haber nacido, de existir.

Es “el matón del barrio” quien a sobrevivido a todos los grandes imperios que lo han esclavizado: Egipto, Asiria, Babilonia, Gracia y Roma.

Es “el matón del barrio” quien fue severamente criticado y enjuiciado como un agresor por el lógico hecho de destruir una fabrica de bombas atómicas que estaba precisamente dedicadas a destruirlo a el mismo.

Es “el matón del barrio” a quien las reglas que el mundo hizo para el, no les da ninguna oprtunidad para sobrevivir pues siempre tiene sobre si: “un nudo al cuello, una pistola a su espalda y un maniático con licencia para matarlo”.

Es “el matón del barrio” quien “siempre esta solo y no tiene amigos de verdad, nadie le regala nada todo lo debe pagar. Cuando es acosado y amenazado solo se las debe arreglar”.

Es “el matón del barrio” quien está rodeado de un coro de obsecuentes pacifistas que solo buscan una paz a cualquier costo incluso a que el mismo se quede definitivamente dormido sobre la firma de papeles que no tienen mas valor que eso, que de simples papeles.

“Yo no tengo una voz bonita. Yo no sé cantar bonito, y además no quiero”. Bob Dylan.

(Concluyendo con Bob Dylan)

“El matón del barrio” “Ha hecho un jardín del paraíso en la arena del desierto, ...Tomó las migajas del mundo y las convirtió en riqueza, ...Tomó enfermedad y peste y las convirtió en salud.”

“¿Qué ha hecho para tener tantas cicatrices?
¿Acaso cambia el curso de los ríos?
¿Acaso contamina la luna y las estrellas?
Matón del barrio, parado en la colina,
Acabando el reloj, el tiempo deteniéndose.”

Nosotros tuvimos el enorme privilegio de estar junto al legendario Bob Dylan en su único recital en Israel el 20 de junio de 2011 en el estadio de Ramat Gan, a pasos de Tel Aviv.

Entonces como Kris Kristofferson dijimos: “Bob Dylan es como Enstein. Como un disparo divino.”

Bob Dylan, Premio Nobel de Literatura 2016

Dr. Guido Maisuls
Periodismo de opinión e investigación
www.identidades.com.ar

¿Civilización o barbarie?

discriminar¿Para quienes son los Derechos Humanos?

Permanentemente todos aprendemos cosas nuevas, habitualmente lo hacemos de situaciones concretas, de experiencias personales y de las enseñanzas de los demás pero en los últimos tiempos comprendí que también lo hacemos de los prejuicios, de las miradas cortas y de hechos injustos y lamentables.

Hace pocos días he quedado sorprendido e indignado al leer en una de las tantas cartas que circulan por Internet donde se proclamaba como corolario y pretendida verdad que “LOS DERECHOS HUMANOS, DEBEN SER PARA LOS HUMANOS DERECHOS” “Genial, la frase final, ¿no?”

Lo comenté con un grupo de personas muy jóvenes con quienes estaba reunido y me contestaron unánimemente: “¡Esto es absolutamente discriminatorio!”

Y entonces se me ocurrió razonar lo siguiente:
Si tú dices que hay seres humanos derechos y entonces dejas entrever que también cabe la posibilidad cierta de haber otros humanos diferentes o quizás no tan derechos o talvez ¡torcidos!

Tú sabes, los Derechos Humanos son para todos los seres humanos. Si no lo son para todos, no son Humanos o volvemos irremediable y trágicamente a nefastas y oscuras épocas pasadas de la humanidad.

¿Qué son los derechos humanos?
Dice la Organización de las Naciones Unidas:
Los derechos humanos son derechos inherentes a todos los seres humanos, sin distinción alguna de nacionalidad, lugar de residencia, sexo, origen nacional o étnico, color, religión, lengua, o cualquier otra condición. Todos tenemos los mismos derechos humanos, sin discriminación alguna.
El principio de la no discriminación se complementa con el principio de igualdad, como lo estipula el artículo 1 de la Declaración Universal de Derechos Humanos: “Todos los seres humanos nacen libres e iguales en dignidad y derechos”.

Muy a menudo en nuestra vida cotidiana escuchamos frases como estas:
• ¡Y qué quieres con estos negros de....!
• ¡A las mujeres no tendrían que darles el permiso para conducir!
• ¡Estos manifestantes me tienen cansado! ¿Por qué no van a trabajar?
• ¡Míralo cómo se comporta, parece un discapacitado mental!
• ¡Aquí no tendrían que dejar trabajar a gays y lesbianas!
• ¡Este puesto no es para viejos seniles de más de 50 años!
• ¡Estos judíos son todos avaros y explotadores!
• ¡En la reyerta fueron detenidos dos personas y un boliviano!
• ¡Los musulmanes son todos terroristas!
• ¡Los gordos deben pagar doble pasaje aéreo!
¡Quienes son aquí los humanos derechos! ¿Quiénes discriminan? ¿Son solo para los discriminadores, los Derechos Humanos?

¿Civilización o barbarie?
¿Cuál eliges?

Nos decía el inefable Domingo Faustino Sarmiento con respecto al gaucho argentino: "Se nos habla de gauchos... La lucha ha dado cuenta de ellos, de toda esa chusma de haraganes. No trate de economizar sangre de gauchos. Este es un abono que es preciso hacer útil al país. La sangre de esta chusma criolla incivil, bárbara y ruda, es lo único que tienen de seres humanos". Carta de Sarmiento a Mitre del 20/09/1861.

Continuar leyendo

Dialogando con el Dr. Ariel Gelblung sobre antisemitismo y terrorismo

gelblungDialogando sobre antisemitismo y terrorismo en Latinoamérica

El Dr. Ariel Gelblung es representante para America Latina del Centro Simon Wiesenthal.

Identidades: Ha ocurrido este hecho de Bariloche con los chicos del Colegio Alemán de Lanus Oeste, ¿Cuál es la visión que tienen Uds. en el marco de la sociedad argentina?

Dr. Ariel Gelblung: Para mi esto no es la conclusión de trabajar sobre el hecho solamente sino que es una señal que esta mostrando que hay algo por detrás, ¿Por qué digo esto? Porque dentro de las cosas que uno tiene de su bagaje profesional como abogado, una forma de comprender e interpretar los hechos es como una persona se comporta con posterioridad al hecho para ver que quiso hacer y decir, ¿a que voy con todo esto?, todo lo surgido en las redes sociales con posterioridad al hecho me da a mi una  idea de cual es el ámbito que se vive en esa escuela y eso me preocupa mas que el hecho en si, porque creo que la ciudad de Bariloche hizo lo que tenia que hacer, el defensor del pueblo hizo tambien lo correspondiente, hay una causa abierta que después se vera porque aquí independientemente de todo hay un delito contra la ley antidiscriminatoria pero a mi me preocuparon todo este  hecho de las repercusiones de los Tweets de los alumnos y ex alumnos de esta escuela.

Yo hablé inmediatamente de conocido el hecho con la directora, por supuesto, su reacción es la políticamente correcta, repudiar el hecho, decir que no están de acuerdo, que lo van a trabajar en la escuela, que ellos trabajan el tema del holocausto pero lo que yo les dije que, eventualmente entiendo que lo estén trabajando pero la forma en que lo están haciendo no debe ser lo suficientemente eficaz y que no deben tener los resultados esperados porque si los chicos han viajado a Alemania, si han visitado los campos y prosiguen hablando de la forma en que lo hacen, evidentemente no recibieron el impacto buscado con esta preparación, por lo tanto mi sensación es que si tratan el tema que dicen haber trabajado lo deben realizar con la misma seriedad con que deben trabajar la valencia del átomo del yodo o cuantos huesos tiene el cuerpo humano, por lo tanto yo me ofrecí a poder trabajar en la escuela,  no tendría ningún problema y es mas, estaría deseoso de hacerlo con estos alumnos, no creo en el castigo en este tema sino que hay que hacerlo en cambiar esta concepción que están teniendo estos chicos y ver una posibilidad de abrir sus cabezas y educarlos.

Identidades: En cuanto al terrorismo en Sudamérica se sigue hablando de amenazas de atentados, ¿Que opinan Uds. al respecto?

Dr. Ariel Gelblung: Sudamérica es parte de un  mundo que es cada vez más global y el terrorismo y su objetivo es global, por lo tanto vamos a hablar de terrorismos extremos e islámicos, en esto nosotros tenemos dos grandes clasificaciones, sunitas y chiítas. Del lado de los chiítas tenemos a Hezbollah que en ningún momento dejó de tener interés en la zona  y tenemos la experiencia propia del 92 y 94 en la Argentina y su instalación más que cómoda en la triple frontera.

La visita del canciller iraní no deja de ser preocupante, no nos resultó sorprendente en su visita a los cinco países que comparten el área pero si a Chile, fue para nosotros una sorpresa porque en ningún momento fue incluido dentro de este grupo de países aliados de Venezuela, como Cuba, Nicaragua, Ecuador y Bolivia que tienen de por si este acercamiento lógico estratégico con Irán pero Chile nos resultó ser una sorpresa y acá nos pareció que se esta viviendo una situación bastante problemática con respectos a tres hechos que nosotros hicimos notar la semana pasada.

Primero una hostilidad por demás creciente con respecto a la colectividad judía porque tuvimos el hecho en la Universidad de Chile. El Centro de Estudiantes de la Facultad de Derecho impulsó un intento de una resolución para cortar vínculos con todo aquello que sea israelí o tenga que ver con Israel y nosotros hicimos una muy fuerte protesta a nivel mundial por esto y los profesores de la Universidad  hicieron caer esta resolución sosteniendo que estos hechos no eran vinculantes y no tenían ninguna razón de ser, impensado para una Universidad tan amplia como es la de Chile. Yo sostuve en aquel momento que era tan contradictorio el argumento de sostener que Israel es un régimen de apartheid instalando uno nuevo en la Universidad sosteniendo que los alumnos judíos o que simpaticen con Israel tienen otro status lo que es absolutamente contradictorio.

Segundo se ha sumado a esto la aparición de una caricatura ferozmente  antisemita en la pagina oficial de la Federación Palestina de Chile digna de haber sido publicada en Der Stürmer en la década del 30.

Tercero, la visita del canciller iraní, formando un coctel espantoso. El problema es que hoy Irán se encuentra fortalecido por el dinero que le han devuelto luego del levantamiento de los embargos y continúa financiando el terrorismo, el desconocimiento al Estado de Israel y un discurso de odio muy fuerte. La visita de este canciller viene antecedido por una declaración oficial previa a la visita donde decía que uno de los objetivos en Latinoamérica segun ellos sera cortar el discurso islamofobico de Israel y de romper este romance que esta teniendo Israel con Latinoamérica, es una política clara en este aspecto.

Y por otro lado tenemos el terrorismo sunita del Isis que tiene una aparición absolutamente diferente y una teoría distinta, no es que tiene una postura de llevarlos, adiestrarlos y hacerlos actuar en el terreno a los terroristas sino darles las instrucciones para actuar y así Isis ha ganado la batalla mediática utilizando las redes sociales como nadie lo hizo antes, publica 200.000 tweets de odio por día cambiando siempre el usuario, utilizando Instagram mostrando cómo hay que matar con un solo cuchillazo y en que lugar hay que darlo, estos eventos que fueron apareciendo en la región como el ataque a David Fremd en Uruguay cuando nosotros sosteníamos que esta era la nueva formar de actuar, no era tan apreciado por la gente hasta que empezaron a aparecer los ataques en Francia, en Orlando, en Bélgica, en Alemania que tienen exactamente la misma modalidad en su accionar.

Identidades: La política que tienen los países occidentales parece contradictoria, por un lado expresan una voluntad férrea de combatirlos en su terreno, de bombardearlos en Medio Oriente pero por otra tratan de ocultar los hechos o minimizarlos o darle un tono más neutro a lo que esta produciendo el Isis.

Dr. Ariel Gelblung: Una cosa es el Isis en su combate territorial,  la batalla en Siria e Irak la esta perdiendo, todavía en Libia tiene conflictos, en Yemen continúan combatiendo pero en la batalla geográfica el califato esta perdiendo pero ha logrado una nueva inserción en todos aquellos inconformes es decir gente que esta insertada en determinados lugares del Islam pero disconformes con los lugares donde están viviendo. El tema de Francia es un tema muy complejo porque quienes hacen los atentados por lo general, si bien son generalmente hasta una tercera generación de franceses, gente que vino desde otros lugares y nunca se sintieron franceses, no es que están esperando alguien que venga de afuera sino que están instalados en el propio territorio pues son personas que están dentro del propio sistema.  

Asumir esto y encontrarse que a corto plazo no lo pueden combatir, genera una paranoia que para ningún estado es fácil de manejar. Estamos frente a ideas totalitarias y el gran problema que tiene la democracia es como poder luchar contra estas ideas desde dentro del propio sistema y ahí vamos a encontrarnos en todos los ejemplos cotidianos con gente que diga que estos merecen un castigo y otros que  no, entendamos que uno tiene la libertad de decir lo que quiere pero que no se puede llevar adelante algún tipo de convencimiento a los otros con una política por la cual no van a respetar a los demás.

Por lo general tomamos la definición de terrorismo en quien esta utilizando la violencia para estar en contra del sistema, muchas veces lo que para uno es terrorista para el otro es un liberador, ahí esta la discusión, es decir que para nosotros que calificamos como determinadas acciones de terrorismo para otros no es así, en el mundo estamos discutiendo si Hamas o Hezbollah es o no es terrorismo pero para aquellos que quieren llevarlos a la categoría de liberadores nacionales no lo es y ahí esta el problema.

El Dr. Ariel Gelblung es representante para America Latina del Centro Simon Wiesenthal.

 
Entrevista realizada por el Dr. Guido Maisuls
Periodismo de opinión e investigación
www.identidades.com.ar

La agonía de Europa y el Islam

Estimados Amigos:

Deseo poner a vuestra consideración esta valiosa descripción sobre la dramática realidad de esta Europa que el mismo Pedro Cobo la describe así: "Europa se está muriendo. Vemos su cuerpo marchito y su alma agotada". Guido Maisuls

eurabia

La insoportable levedad de una cultura que no cree en sí misma
 Por Pedro Cobo

La agonía de Europa y el Islam | Foreign Affairs Latinoamérica | |

revistafal.com/la-agonia-de-europa-y-el-islam/

Europa se está muriendo. Vemos su cuerpo marchito y su alma agotada. En Europa el índice de hijos por mujer es de 1.4. La tasa de reemplazo es de 2.1. Los musulmanes europeos tienen más de 3 hijos por mujer. Algunos países musulmanes superan los 7, algunos los 5, bastantes los 4. Según el Pew Research Center, para el 2030 los musulmanes del mundo habrán crecido el doble que el resto de la población que no lo es, pasando de 1600 millones a los 2200 millones de adeptos.

La herencia greco-romana-judeo-cristiana de Europa está en decadencia. En 1918, Oswald Spengler en su emblemático libro La decadencia de Occidente auguraba que a esta región ya le tocaba morir tal como había sucedido con los sumerios, los griegos, los babilónicos o los romanos. De acuerdo con el autor, uno de los síntomas claros de la decadencia de una civilización es el paso de una sociedad religiosa a una sociedad racional que ha perdido sus bases religiosas.

En Europa las iglesias cristianas se cierran, se convierten en bares y en discotecas o están medio vacías con unos pocos ancianos, mientras que el número de mezquitas aumenta vertiginosamente y están llenas de gente joven. No hace falta ser alarmista, xenófobo o islamofóbico para deducir que a Europa no le faltan muchas generaciones para convertirse en un continente con una porcentaje muy alto de población musulmana, quizá hasta llegar al 51%.

Europa se niega a poner en el preámbulo de su fallida Constitución que tiene herencia cristiana. A Europa le da vergüenza llamarse cristiana. Como un hijo se avergüenza de sus padres, Europa se niega a reconocer sus raíces y como tiene pudor en reconocer su herencia, tampoco se preocupa de los continuos asesinatos y persecuciones en los países musulmanes a los cristianos, a los budistas o a quienes profesan otras religiones. Ya no quedan apenas judíos en esos países, debido a que tuvieron que huir; por ellos ni siquiera hace falta preocuparse.

La cultura occidental basada en los principios judeo-cristianos y los ideales de la Ilustración —que todos los hombres son iguales porque fueron creados por el mismo Dios y que se reivindique la tolerancia, libertad, derechos humanos— ha sido muy abierta a los ciudadanos musulmanes. Atacar o vilipendiar a los musulmanes en Europa sería una traición a su propia cultura. Pero una cosa es ser xenófobo o islamofóbico, y otra muy distinta es pecar de ingenuidad. ¿Cómo es posible que el Rey de España y la jerarquía católica participen en la inauguración de una megamezquita en Madrid construida con dinero saudita? ¿Acaso no sabían que en Arabia Saudita se condena a prisión a los cristianos por tener una Biblia en casa? En diciembre de 2014, la policía española capturó a una célula yihadista que se reunían en la mezquita. ¿Qué esperaban, que salieran hermanitas de la caridad de una mezquita apoyada con dinero saudita? ¿Acaso no saben que el wahabismo difundido desde Arabia Saudita es una de las ramas más intolerantes con los derechos humanos? ¿No sabían que en Arabia Saudita una mujer no puede salir sin un varón de su familia a la calle, que no puede votar, que no puede montar en bicicleta, que se flagela públicamente a los delincuentes o a los supuestos delincuentes (hace unos días un bloguero que publicó algo que no le gustó a un clérigo fue condenado a mil latigazos y a varios años de cárcel)? ¿No saben que en Arabia Saudita el adulterio se condena con la lapidación?

Por desgracia el caso de Arabia Saudita no es una excepción. Hay muchos países musulmanes donde la conversión a otra religión supone la condena a muerte. La libertad religiosa en esos países es prácticamente nula. En el mejor de los casos se tolera a los cristianos, a los budistas o a quienes profesan otras religiones, pero siempre en unas condiciones de inferioridad y con gran dificultad para aumentar sus templos de culto cuando no para tener sus reuniones religiosas.

¿Todos son iguales?

En cualquier lista de países con mayor violación de los derechos humanos, los países con presencia musulmana —si exceptuamos a Corea del Norte— copan casi la práctica totalidad: desde el segundo lugar hasta el puesto número 25. Podríamos pensar que quizá sí, que en algunos países se violan los derechos humanos, pero que los musulmanes son los principales perjudicados por esas violaciones y que una vez en Europa podrán adoptar los principios liberales. La idea es en buena parte cierta. Sin lugar a dudas, hay muchísimos musulmanes que han adoptado esos principios y hemos visto en estos días como un policía musulmán murió defendiendo a los editores de la revista Charlie Hebdo o a un empleado musulmán de un supermercado que escondió a clientes en un refrigerador, liberándolos de la amenaza de ser masacrados.

En definitiva, hay cientos de miles de musulmanes que han aceptado la tolerancia y la defensa de los derechos humanos como forma de vida. Sin embargo, según una encuesta del Pew Research Center, no parece que esa posición sea la mayoritaria en el mundo musulmán. Según el estudio, en 17 de los 23 países encuestados, más de la mitad de la población cree que la sharía (ley islámica) ha sido revelada por Dios. En muchos de esos países, la mayoría de la población cree que la sharía debe ser la ley del Estado y, aunque en menor proporción, hay un porcentaje altísimo de musulmanes que creen que la sharía se debe aplicar por igual a musulmanes y a no musulmanes. El problema es serio ya que la sharía no reconoce la igualdad entre el hombre y la mujer ni la igualdad entre musulmán y no musulmán.

La situación es más grave cuando se les preguntó a los entrevistados acerca de la pena de muerte contra los musulmanes que se convertían a otra religión. El 38% del total de los encuestados pensaban que sí se debía aplicar. En 6 países, más del 60% de los entrevistados pensaban que había que ajusticiarlos. ¿Puede haber algo más alejado de la tradición liberal occidental que esta visión criminal contra la libertad de conciencia?

Con respecto a la lapidación por adulterio, en Pakistán el 89% está de acuerdo, el 85% en Afganistán y el 84% en los territorios palestinos. En total, el 51% de los entrevistados en 20 países musulmanes estaban de acuerdo con la lapidación de los adúlteros.

Mentalidad musulmana

Más allá de los ataques a las Torres Gemelas, de los atentados en Londres, en Madrid o en contra de Charlie Hebdo y del ejército islámico con sus crímenes horrendos contra todos aquellos que no comparten su visión del sunismo, ¿desea Europa llenarse de ciudadanos que en un porcentaje bastante alto piensan de esa manera? Sinceramente, creo que no.

Uno de los problemas es el terrorismo islámico, pero algo más profundo y difícil de atajar es la mentalidad de muchos musulmanes. Es posible que con el tiempo el Islam evolucione, pero como bien dice el intelectual egipcio Samir Khalil Samir —autor de Cien preguntas sobre el Islam—, los pocos intelectuales que han intentado conciliar el Islam con la modernidad y con los derechos humanos han sido perseguidos en sus propios países. Refiriéndose a esos modernizadores dice: “A corto plazo, debemos admitir que las llamadas de los reformistas tienen consecuencias más bien limitadas sobre la formación de la mentalidad y sobre la organización social”. Y cómo me dijo un intelectual musulmán palestino en Damasco en junio de 2010: “Los llamados intelectuales musulmanes moderados en Occidente son para consumo occidental, aquí nadie los conoce”. Y ese es el problema, hoy por hoy se puede decir que para la inmensa mayoría de los musulmanes no puede existir una democracia pluralista tal como se la concibe en Occidente —con separación Iglesia-Estado—, ya que en el Islam tradicional que perdura hasta hoy en la mayoría de los musulmanes del mundo, el Estado y la religión son un todo, tal y como lo previó Mahoma en el Corán, y es inconcebible que todas las religiones tengan el mismo estatus. Esa separación sería la mayor herejía para la inmensa mayoría de los musulmanes.

No soy un ferviente seguidor de Vladimir Putin, ya que me parece que su política nacionalista puede acabar siendo xenofóbica, pero creo que ante la situación del Islam tiene una posición mucho más clara y adecuada que la tibieza e ingenuidad de Europa Occidental. El 4 de agosto de 2013 al referirse a los musulmanes Putin les dijo:

En Rusia vivan como rusos. Cualquier minoría, de cualquier parte, que quiera vivir en Rusia, trabajar y comer en Rusia, debe hablar ruso y debe respetar las leyes rusas. Si prefieren la sharía y vivir una vida de musulmanes, les aconsejamos que se vayan a aquellos lugares donde esa sea la ley del Estado.

Rusia no necesita minorías musulmanas, esas minorías necesitan a Rusia y no les garantizamos privilegios especiales ni tratamos de cambiar nuestras leyes adaptándolas a sus deseos. No importa lo alto que exclamen “discriminación”, no toleraremos faltas de respeto hacia nuestra cultura rusa.

Debemos aprender mucho de los suicidios de Estados Unidos, Francia, Holanda y del Reino Unido si queremos sobrevivir como nación. Los musulmanes están venciendo en esos países y no lo lograrán en Rusia.  Las tradiciones y costumbres rusas no son compatibles con la falta de cultura y formas primitivas de la sharía y de los musulmanes. Cuando este honorable cuerpo legislativo piense crear nuevas leyes, deberá tener en mente primero el interés nacional ruso, observando que las minorías musulmanas no son rusas.

Cinco minutos de ovaciones del Parlamento ruso siguieron a su discurso.

Por su parte, la Iglesia ortodoxa rusa a finales de 2008 se negó a que se construyera una mezquita con dinero saudita en Moscú con esta clara respuesta:

Ustedes a menudo dicen que el Islam es una religión de justicia. Sin embargo, Arabia Saudita construye docenas de mezquitas en países cristianos. ¿No sería justo construir una iglesia para los cristianos que viven en su reino? Quizá el Presidente del Consejo Pontificio para el Diálogo Interreligioso, el cardenal Jean Louis Tauran, estuviera en lo cierto cuando dijo que “si los musulmanes creen que tienen el derecho a tener una gran mezquita en Roma, también sería justo que los cristianos construyeran una iglesia en Riad.

Finalmente, por sentido común, la mezquita no se construyó en Moscú.

Sin embargo en el Reino Unido se permite que los musulmanes apliquen la sharía entre los musulmanes, generando —como no podía ser de otra forma— enorme discriminación para las mujeres musulmanas. En España distintos partidos presionan para que los musulmanes utilicen la catedral de Córdoba, porque ahí había una antigua mezquita; el Obispo de Córdoba, con sentido común fue tajante: “No”. El Real Madrid quita la cruz de su escudo en la publicidad en países árabes para no herir las sensibilidades de los musulmanes, sin embargo las mezquitas pagadas por países musulmanes, con un triste récord en violación de los derechos humanos, pululan por las ciudades y pueblos europeos.

Europa no solo se muere en población, sino también en su capacidad de luchar verdaderamente por la civilización que la vio nacer. Ha olvidado su obligación de luchar por los derechos humanos más allá de sus fronteras. No solo no ha ejercido presión en los países musulmanes para que se respeten el derecho de las minorías, de las mujeres o de los homosexuales, sino que ha dejado —e incluso alentado— que dentro de su territorio proliferen mezquitas que predican el Islam más radical.

 Se ha olvidado de su herencia cristiana y en muchos casos la ha repudiado —el caso de Charlie Hebdo es emblemático—, pero si pierde esa tradición, como dice el agnóstico y senador italiano Marcelo Pera, se pierde el sustento de los derechos humanos. Estos solo se pueden apoyar bajo una premisa sencilla: todos los hombres somos iguales. Y ese axioma es una herencia que no es romana ni griega, mucho menos musulmana, es una herencia judeo-cristiana. Pera, aún siendo agnóstico, lo dice claro: si acabamos con los principios judeo-cristianos —que son los cimientos— se nos caerá el edificio de los derechos humanos.

Europa se está muriendo de inanición espiritual. Si no lucha por defender su herencia judeo-cristiana, si no es totalmente intolerante con aquellos que no aceptan los derechos humanos y si no revierte su suicida política antinatalista, es muy probable que dentro de pocas generaciones tenga que vivir bajo la ley de la sharía. Entonces sí experimentarán en carne propia que en el Islam, en todas las ramas del Islam —exceptuando a unos pocos intelectuales sin gran influencia— todos los hombres no son iguales y que las mujeres, con respecto al hombre, tampoco.

PEDRO COBO es Doctor en Historia por la Universidad de Málaga. Es autor del libro El origen del Estado de Israel: biografía de Theodor Herzl. Actualmente se desempeña como profesor de tiempo completo de la División de Estudios Generales del ITAM. Es miembro del Sistema Nacional de Investigadores, nivel 1. Sígalo en Twitter en @pcobo.

La agonía de Europa y el Islam | Foreign Affairs Latinoamérica | |

revistafal.com/la-agonia-de-europa-y-el-islam/


Periodismo de opinión e investigación
www.identidades.com.ar

Cuando te duele mirar hacia atrás

rosablanca20 de julio de 2016 – “Día del Amigo”

“Cuando te duele mirar hacia atrás y te da miedo mirar adelante, mira hacia la izquierda o la derecha y allí estaré, a tu lado.”
Autor: desconocido.

Querida/o amiga/o:

Hoy te escribo a ti, sin importarme tu ideología y sus vanas interpretaciones de izquierdas o de derechas.

Sin importarme el color de tu piel, ni tu edad, ni tu sexo, ni tu condición socio económica, ni tu nacionalidad.

Sin importarme tu idioma aunque mi español natal me acompaña desde que estaba en el vientre de mi madre.

Sin importarme tus creencias religiosas porque estoy seguro que mi Dios y el tuyo es el mismo.

Hoy te escribo a ti que compartes conmigo el paradigma de una justicia digna para todos, para los que luchamos por conquistar una paz autentica y verdadera sin hipocresías ni especulaciones.

Hoy escribo para todos nosotros, para los que soñamos con la verdadera felicidad de compartir entre todos, esta creación perfecta: Nuestro Mundo.

Se que tu estas pleno de sueños, tu ser rebasa de talentos y estoy seguro de que deseas modificar tu entorno de las muchas cosas que no satisfacen a tu vida y a la de aquellos seres a los que tanto amas.

Y por eso te digo: Aprovecha el momento, Vive el momento, Aprovecha la oportunidad y no esperes a mañana, porque puede ocurrir que mañana la oportunidad ya no exista.

Te propongo que me acompañes y recorramos este largo, complejo, sinuoso e incierto camino, juntos.

Para todos mis queridos amigos:

Cultivo una rosa blanca,
En julio como en enero,
Para el amigo sincero
Que me da su mano franca.

Y para el cruel que me arranca
El corazón con que vivo,
Cardo ni ortiga cultivo:
Cultivo la rosa blanca.

José Martí (La Habana, 1853-1895)

Dr. Guido Maisuls
Periodismo de opinión e investigación
www.identidades.com.ar

Racismo y antisemitismo, dos palabras a revisar

racismo2Excelente artículo de Diana Wang

(escrito para el número especial de Mundo Israelita en su 93º aniversario)

http://www.dianawang.net/blog/2016/06/06/racismo-y-antisemitismo-dos-palabras-a-revisar/

Un poco antes de la fundación de Mundo Israelita hace 93 años, se dio a conocer El judío internacional. El libro, atribuido a Henry Ford se publicó en 1920 en un semanario antijudío dirigido por su secretario privado Ernest Liebold. El texto confirmaba que los judíos eran los culpables principales de todos los males del mundo. Retomaba las tradicionales acusaciones -el deicidio, los rituales demoníacos, la usura, la explotación- y las más nuevas basadas en la “teoría racial” y la conspiración internacional. Recién terminada la Primera Guerra Mundial estas ideas avaladas por el padre de la producción industrial en cadena tuvieron un éxito inmediato. Tanto es así que siguen vigentes aún hoy.

Sin embargo, los conceptos de racismo y antisemitismo derivados de la “teoría racial” son una falsedad científica que es preciso conocer y no difundir como ciertos.

Las razas no existen entre los humanos, la raza humana es una sola, sin divisiones ni sub-razas, las particularidades entre sus miembros -color de la piel, forma de ojos, tamaño de narices- son superficiales. El Proyecto de secuenciación del Genoma Humano determinó que los genes que determinan la apariencia física son el 0,01% del total, un reflejo mínimo de nuestra composición biológica, las diferencias físicas que observamos solo nos informan sobre los orígenes y las migraciones de nuestra especie (*).  Se encontraron más variaciones genéticas dentro de un mismo grupo racial que entre grupos diferentes.

Por otra parte, lo semita y lo ario no tiene que ver con la genética sino con el idioma. Entonces, ¿de dónde provienen estas palabras, raza y semita, que designan cosas que no son ciertas? ¿Cómo es que se han instalado con tanto peso de verdad que académicos, pensadores, políticos y comunicadores, tanto judíos como no judíos las usan? Para comprenderlo, es preciso conocer su origen y seguir las huellas de su evolución e instalación.

El filósofo francés Arthur de Gobineau fue el primero en hablar de razas entre los seres humanos en su Ensayo sobre la desigualdad de las razas humanas publicado en 1853. El europeo tomaba como patrón su propia imagen. Colonizaba y sometía a las poblaciones nativas de América y de África, personas tan diferentes en culturas, tecnologías y especialmente en su aspecto físico que las veía como anormales, y, en tanto inferiores e incapaces, casi sub-humanas. La repartición y expoliación de África, requirió de la deshumanización de sus poblaciones y si algún reparo moral existía, esta teoría de la desigualdad racial tranquilizaba las conciencias y permitió al buen europeo seguir cometiendo tropelías. “No son humanos como nosotros” se decían “somos superiores, eso nos da derecho a decidir sobre sus vidas y destinos”.

Hubo una voz que se opuso a esta propuesta de diferenciación e inferioridad racial, fue la del antropólogo haitiano Anténor Firminsin. Haití es el primer país en abolir la esclavitud a comienzos del siglo XIX y este pensador publicó en 1885 De la igualdad de las razas humanas, libro despreciado e ignorado por los académicos europeos que siguieron produciendo textos que justificaban la esclavización y colonización de las “razas inferiores”. La “teoría racial” tenía vía libre.

¿Y de dónde viene esto de semitas y arios? Otro francés como Gobineau, Ernest Renan, publicó en 1855 la Historia general y sistema comparado de las lenguas semíticas. Se hizo la pregunta de por qué algunas culturas sobrevivían mientras otras desaparecían y propuso la hipótesis de que tenía que ver con las lenguas que hablaban.

Los pueblos que hablaban lenguas semíticas (árabe, hebreo, arameo, lenguas cananeas y etiópicas entre otras) tenían una evolución inferior y tendían a desaparecer, luego eran inferiores a los pueblos que hablaban lenguas arias (sánscrito, hindi-urdu, romaní, lenguas dárdicas, y las antecesoras del latín y el griego entre otras) que eran los más desarrollados y los que constituyeron  la civilización occidental.  No solo estableció que las lenguas semíticas eran inferiores sino que consideró que por el bien de la civilización debían mantenerse puras, no mezclarse con personas que hablaban las lenguas inferiores.

Los elementos ya estaban dispuestos y solo hacía falta que alguien se atreviera a reunirlos e instalarlos como verdades científicas. Esa tarea la hizo Wilhelm Marr, periodista alemán, que usó la palabra “antisemitismo” en 1873 y en 1879 lo confirmó en el panfleto Informe sobre Antisemitismo. Fue un gran salto desde la lingüística a la biología que comportó una noción que va a ser crucial: los pueblos que hablaban lenguas semíticas o arias se transforman en pueblos que eran semíticos o arios, no las lenguas sino las personas. Este pase de magia de trasladar conceptos de las lenguas al reino de la biología fue recibido con beneplácito por el judeófobo europeo y corrió como reguero de pólvora. Fue una “noticia deseada” que se acopló tan bien al espíritu de la época y a las necesidades que el libro fue reeditado y traducido y sus ideas avaladas por intelectuales y académicos. Y si personas tan autorizadas lo creían así, el ciudadano de a pie no podía más que tomarlas por ciertas y hacerlas suyas.

El camino, a partir de allí, fue arrollador pero faltaban aún algunos ingredientes esenciales. En 1886 Edouard Drumont decía en La Francia judía, ensayo de historia contemporánea que el pueblo judío era una “raza inferior” cuya misión era dominar y someter a la “raza aria” y que debía ser combatido. Ocho años después, en 1894, Francia se sacudió con el caso Dreyfus. En un momento político difícil, el juicio redireccionó, con éxito, el descontento popular hacia los judíos.

La utilidad del procedimiento de culpar a los judíos atrajo a otros gobiernos en problemas. En Rusia los reclamos y las protestas sociales fueron desviados por la policía zarista con la publicación en 1902 de Los protocolos de los sabios de Sión. Este panfleto sumó una idea que resultó esencial, la de la conspiración judía internacional. Su texto fue tomado de dos fuentes: el Diálogo en los infiernos entre Maquiavelo y Montesquieu  de Maurice Joly, una sátira publicada en 1864 para burlarse de las ambiciones de Napoleón II, y la novela de Hermann Goedsche, Biarritz, de 1868, especialmente su capítulo El cementerio judío de Praga y el consejo de representantes de las doce tribus de Israel. Los Protocolos, documentaban pretendidamente la conspiración y el afán de poder y conquista del pueblo judío, temas que Henry Ford desarrollará in extensum 20 años más tarde en su texto antes mencionado.

Nada nuevo bajo el sol se publicó en 1925 en Mi lucha, el libro que Hitler escribió en prisión luego de un intento fallido de tomar el poder.  Resumía y exponía negro sobre blanco y sin disimulo alguno todas las ideas anteriores como científicamente ciertas.

Entre la publicación de El judío internacional en 1920 y de Mi lucha en 1925, nació, en 1923, Mundo Israelita. En este rincón alejado de Europa, tan al sur del sur, se hizo oír con valentía la voz judía al tiempo que el mundo “civilizado” cobijaba y regaba,  alborozado y aliviado, la teoría racial y el antisemitismo.

¿Por qué alivio? ¿Por qué alborozo? Porque si se trataba de un tema genético el odio estaba justificado científicamente. “¡Es cierto!”, se decían, “¡los judíos no son deicidas y usureros solo porque son miembros de un pueblo satánico, lo son porque está en su sangre, es una cuestión biológica! Y si es una cuestión biológica no hay conversión que lo modifique porque son así genéticamente, son malos por nacimiento”. Podía aligerarse cualquier molestia en las almas piadosas que sospechaban de los judíos, no los querían cerca y unos años después permitían y aceptaban su deportación y asesinato. Era ciertamente una noticia recibida con alegría, regada, difundida, aceptada, mejorada y entronizada como una “verdad” incontrovertible.

Racismo y antisemitismo se siguen tomando como palabras válidas y apropiadas, instaladas de manera firme y portadoras de una tal potencia que las vuelve un atajo simbólico difícil de romper. Probablemente el estado de sospecha con que el mundo sigue mirando al judío no se ha modificado lo suficiente como para que estas palabrejas se pongan en cuestión y se revise su utilización.

El odio tradicional estaba dirigido al judaísmo en general. El odio del antisemitismo está personalizado en cada judío, una cuestión biológica, está en la sangre, es personal e indeleble.

Decir racismo y decir antisemitismo es validar las ideas que conducen a la Shoá. Tal vez se podría decir discriminación negativa en lugar de racismo y judeofobia en lugar de antisemitismo o alguien proponga alguna otra forma de decirlo que no tergiverse los hechos. Será un largo camino, lo sé, porque son palabras que han calado muy hondo en el imaginario popular.

Con el deseo de que dentro de 7 años, los 100 años de Mundo Israelita nos encuentren desarrollando a pleno esta tarea de docencia y esclarecimiento.

Muchas Gracias Shimon Peres

peresDe Shimon Peres, ex Presidente del Estado de Israel:

“El espíritu de compañerismo debe ser afianzado en cada área de las relaciones entre Israel y la Diáspora. Enfrentamos dramáticos desafíos, que otra vez, subrayan la necesidad de permanecer unidos en momentos de pruebas, responsables uno por el otro, como dictaron nuestros Profetas. En verdad, la amenaza al bienestar de las comunidades judías en el mundo equivale a una amenaza al mismo Israel y, el destino del judaísmo de la Diáspora, está en el mismo núcleo del corazón de Israel.”

"Israel acoge con satisfacción el viento del cambio, y ve una ventana de oportunidad. Economías democráticas y basadas en la ciencia, por naturaleza, desean la paz. Israel no quiere ser una isla de prosperidad en un océano de pobreza. Las mejoras en las vidas de nuestros vecinos significan mejoras en el barrio en el que vivimos".

"El Medio Oriente está enfermo. La enfermedad se debe a la violencia generalizada, la escasez de alimentos, agua y oportunidades de educación, la discriminación contra las mujeres y - la causa más virulento de todos - la ausencia de libertad".

De Shimon Peres, ex Presidente del Estado de Israel.

Muchas Gracias Shimon Peres

Dr. Guido Maisuls
Buenos Aires, Argentina.

Periodismo de opinión e investigación
www.identidades.com.ar

El negacionismo del Holocausto

He recibído una interesante carta de una amiga lectora:
 
Estimado amigo:
 
La que suscribe, argentina, de profesión abogada actualmente ciudadana canadiense, se dirige a Ud. a los efectos de hacerle llegar mi sincera admiración por la constancia y dedicación que Ud. pone en esta tarea esclarecedora hacia judíos y no judíos implicados en la problemática de Medio Oriente.
 
El segundo motivo de la presente misiva es hacerle una consulta sobre un libro llamado LA INDUSTRIA DEL HOLOCAUSTO de un tal Finkelstein. Este libro según mi modesto entender tiene una connotación antisemita. Pero hay judíos y no judíos que se encuentran a mi alrededor que me dicen que no. Que estoy equivocada.
 
Podría Ud. darme su opinión?
 
Esperando la aclaración de sus palabras, lo saluda con todo respeto:
 
Marta Zulema Tilles.
 
Entonces me vinieron a la memoria, varios personajes de lustroso prestigio internacional que les presento a continuación:
 
Norman Finkelstein: en su libro 'La industria del Holocausto', acusa a Israel por utilizar la tragedia de seis millones de judíos con fines políticos y económicos y junto a otros historiadores revisionistas cuestiona la historia oficial del sionismo y los mitos fundacionales del Estado de Israel.
 
Noam Chomsky: "No veo implicaciones antisemitas en el hecho de negar la existencia de las cámaras de gas o incluso en el de negar el Holocausto. Ni tampoco es una implicación antisemita, per se, decir que se está aprovechando el Holocausto (crea uno que ocurrió o no) de forma agresiva, por parte de apologistas de la violencia y la represión israelíes. No veo ni un indicio de antisemitismo en el trabajo de Faurisson..."
 
Robert Faurisson: Un nazi de nacionalidad francesa, ampliamente famoso por negar la Shoa y la existencia de las cámaras de gas. Opina que el Holocausto es un efectivo medio propagandístico sionista, en beneficio del estado de Israel y en perjuicio de los palestinos.
 
Entonces me di cuenta de lo importante que es difundir documentos esclarecedores, en estos momentos donde los negacionistas del holocausto de hoy, brotan como malas hierbas en una tierra posiblemente muy fertilizada.
 
Mi mas sentido agradecimiento a la Licenciada Diana Wang por autorizarme su difusión.
Argumentos revisionistas:
RESPUESTAS A LOS NEGADORES DEL HOLOCAUSTO
Por The Simón Wiesenthal Center
Las siguientes preguntas son las planteadas habitualmente por los "Revisionistas históricos" en sus intentos de negar la existencia del holocausto. Las respuestas fueron preparadas por Aarón Breibart, Investigador del Centro Simón Wiesenthal:

Continuar leyendo

¿Hacia donde vas, Occidente?

trumpbrexitDel Brexit al Occiexit

Occidente cruje frente a una crisis económica sin fin, ante una pérdida de identidad catastrófica, bajo un aluvión migratorio sin precedentes y una seguidilla creciente de ataques terroristas de lobos solitarios de dudoso origen que a algunos nos trae remembranzas históricas de la caída del imperio romano.

En este 2016 se produjo el referéndum sobre la pertenencia británica a la Unión Europea y tuvo un resultado favorable a la salida de la misma, con casi un 52 % de los votos frente a un 48 % de los que desean quedarse dentro de ella.

Desde entonces los episodios se multiplican desde este primer intento exitoso de salida del Reino Unido de la Unión Europea, desde el brexit (British Exit o salida británica), para abandonarla, ejerciendo el derecho adquirido como estado miembro según el artículo 50 del Tratado de la Unión Europea.

El USAexit de Donald Trump

El candidato del Partido Republicano a la presidencia de Estados Unidos Donald Trump, plantea un USAexit externo: la desconexión del resto del mundo:

"Ya que la Unión Europea (UE) o Japón son incapaces de defenderse ellos mismos, que paguen la que Estados Unidos les suministra".
“Un muro en la frontera con México nos ahorraría muchísimo dinero. Construiré un gran muro en nuestra frontera sur y haré México pague por él”.

Incluso promueve un USAexit interno: blancos pobres, de clase media y ricos viviendo separados de hispanos, negros y asiáticos.

Con respecto al Brexit: “Es grandioso que los británicos hayan recuperado el control. Creo que la inmigración ha sido una cosa horrible para Europa. Gran parte de esto ha venido impulsado por la Unión Europea. Me gustaría decir que los británicos están mejor sin ella, la Unión Europea".

El Occiexit acecha

Para la ultraderecha, europea: ¿La Unión Europea está muerta?

Francia

Marine Le Pen, la líder de ultraderecha del partido Frente Nacional declaró: "¡Victoria de la libertad! Como lo pido desde hace años, ahora es necesario el mismo referéndum en Francia y en los países de la Unión Europea. Europa no se ha dado cuenta de que el mundo ha cambiado. La UE es una quimera en la que el pueblo ya no cree".

Del vicepresidente del Frente Nacional de Francia, Florian Philippot: "estamos viviendo un momento absolutamente histórico en el pleno sentido de la palabra. Ahora hay que escuchar a los pueblos, no se puede seguir avanzando contra ellos, a pesar de los pueblos. Creo que habrá avances en los diferentes países de la Unión Europea y que esta está muerta".

Holanda

Del líder de la derecha holandesa, Geert Wilders: "Hurra por los británicos. Ahora nos toca a nosotros, es momento para el referéndum holandés".

Italia

Matteo Salvini, eurodiputado italiano, secretario general de Lega Nord: "Bravo por el coraje de los ciudadanos libres. Corazón, cabeza y orgullo se imponen a las amenazas. Gracias Reino Unido, ahora nos toca a nosotros".

Alemania

La Alternativa para Alemania (AfD) y de su líder Joerg Meuthen "Los británicos han tenido la oportunidad de pronunciarse, nosotros no. Es tiempo de cambiar. Queremos referendo".

De Alexander Gauland: "Si la UE no abandona ahora definitivamente el camino erróneamente emprendido y el experimento casi socialista de la profunda integración política, habrá más pueblos europeos que reconquistarán su soberanía por la vía británica, la consecuencia serían más salidas. Ha llegado el momento para una nueva Europa, una Europa de las patrias, en la que comerciemos pacíficamente, mantengamos relaciones de cooperación y en la que se respete la voluntad de la soberanía nacional".

Austria

 Heinz Strache, líder del FPÖ de Austria: “Estaríamos pecando si no ayudáramos a la UE a no suicidarse. No queremos el centralismo de Bruselas, no queremos ser los Estados Unidos de Europa. El resultado del referendo de este jueves supone marcar el rumbo por la democracia y contra el centralismo político, pero también contra la continua locura migratoria".

Dinamarca

Del líder del Partido Popular Danés, Kristian Thulesen Dahl: "Felicidades a los británicos, han tomado su decisión. La conclusión es clara: la UE ha subestimado completamente el escepticismo de la gente. La UE ha tomado demasiado poder de los estados nacionales y ahora paga el precio".

 ¿Hacia donde vas, Occidente?

La sociedad occidental se debate entre cruciales alternativas: continuar dentro de una democracia multiculturalista, su fragmentación en nacionalismos ideológicos de extrema derecha o en la formación de republiquetas gobernadas por el Islam radical a través de la "Sharia".

¿Los movimientos democráticos tradicionales se quedaron sin respuesta ante esta dantesca realidad?

 

Dr. Guido Maisuls
Periodismo de opinión e investigación
www.identidades.com.ar
 
 

 

 


Niza, Francia: Cuando vinieron a llevarse...guardé silencio...

francia-utoNiza, Francia: Cuando vinieron a llevarse a los...guardé silencio...

Por la realidad
Por Martin Niemöller


Once persones resultaron heridas, una de ellas de gravedad, en un ataque terrorista perpetrado contra un micro que viajaba hacia la ciudad de Eilat, en el sur de Israel.

Cuando los nazis vinieron a llevarse a los comunistas,
guardé silencio,
porque yo no era comunista,

Una bomba explota en un autobús de Jerusalén - Varios heridos por una bomba en un autobús en Jerusalén

Cuando encarcelaron a los socialdemócratas,
guardé silencio, porque yo no era socialdemócrata,

Dos palestinas de 13 años atentaron en Israel: 'Vinimos a matar judíos',Una policía israelí de 19 años murió en un ataque terrorista en ...

Cuando vinieron a buscar a los sindicalistas,
no protesté, porque yo no era sindicalista,

Atentado en un bar en Tel Aviv
Las imágenes muestran a la gente espantada, intentando huir.

Cuando vinieron a llevarse a los judíos,
no protesté, porque yo no era judío,

Atentado en Niza: al menos 84 muertos en un ataque terrorista con un camión

Cuando vinieron a buscarme,
no había nadie más que pudiera protestar.

Por la realidad
Por Martin Niemöller

Opinaba Elie Wiesel: “Lo contrario del amor no es odio, es la indiferencia. Lo contrario de la belleza no es la fealdad, es la indiferencia. Lo contrario de la fe no es herejía, es la indiferencia. Y lo contrario de la vida no es la muerte, sino la indiferencia entre la vida y la muerte”.

Periodismo de opinión e investigación
www.identidades.com.ar

Copyright © 2015 - Identidades - Todos los Derechos Reservados.
Todas las publicaciones generadas por "Identidades" sólo podrán ser reproducidas total o parcialmente en otros medios, citando la fuente.